Victoria y despedida del Espanyol en Europa League

Europa League

Publicado el: 27 de febrero de 2020  -  16:05h
Escrito por Ricardo Salazar
2 views

Seis minutos tuvieron los más optimistas para ilusionarse con la remontada del Espanyol. Pero Adama empató y se acabó la eliminatoria. El marcador de la ida, con un (4-0).

Los de Abelardo se despiden de la Europa League y lo hacen con un triunfo y con Calleri reencontrándose con el gol. Firmó un hat trick. Chen Yansheng, que ha llegado hoy a Barcelona, ha presenciado el encuentro desde el palco.

El partido empezó con el Espanyol teniendo el balón y la iniciativa. Los catalanes saltaron al césped muy mentalizados que, pese al 4-0 de la ida, debían limpiar la imagen que dieron. El Wolves, por su parte, no tenía prisa y buscaba la velocidad de Adama, que pronto vio la amarilla.

La insistencia periquita tuvo su recompensa en el minuto 15, cuando Calleri culminó una internada de Melendo por banda izquierda. Los pocos espectadores que se dieron cita en el RCDE Stadium empezaron a creer que el milagro era posible. La imagen y las sensaciones que transmitía el equipo eran muy diferentes a las de la ida.

Pero el sueño se esfumó en sólo seis minutos. Adama recogía un balón muerto en el área pequeña y no perdonaba con un disparo cruzado. La eliminatoria, si no estaba ya sentenciada en Inglaterra, se terminó definitivamente para el Espanyol con el tanto del exazulgrana. El encuentro, sin emoción, entró en una fase sin historia y, aunque los blanquiazules no le perdieron la cara, el empuje disminuyó.

Sin historia sobre el verde, la tensión se trasladó a la grada. Los miembros de seguridad tuvieron que intervenir con contundencia para calmar los ánimos. Desalojaron uno de los palcos donde habían aficionados ingleses. Expulsaron a 12 y uno fue detenido. Y mientras los seguidores cobraban todo el protagonismo, Podence y Calleri disputaron de una ocasión cada uno.

En el minuto 55, el colegiado señaló penalti a favor del Espanyol y Calleri, que no tenía a RdT ni a Embarba sobre el verde, asumió la responsabilidad y marcó. Pudo empatar el Wolves por medio de Gibbs-White, pero el balón se fue alto. Los catalanes siguieron atacando, pero sin ocasiones claras y los ingleses, en un error de la defensa periquita, marcaron el definitivo empate a dos. El error de la noche lo tuvo Neto que, tras superar a Andrés, falló a puerta vacía. La jugada nacía de un nuevo fallo de la zaga. Aún tuvo tiempo Calleri de redondear la noche en su cuenta personal, con el tercero de cabeza.


Deja tu Comentario

Lo más visto

Lo último

¡Conviértete en un miembro de nuestra comunidad en línea y obtén toda la información deportiva al instante, suscríbete a nuestro Newslwetter ¡ahora!